¿Qué es fe?

to read this in English, click here

Todos creemos en algo. Aquellos que dicen ser escépticos o incluso ateos creen en algo porque creer que nada más grande de lo que existe sigue siendo una creencia. Los realistas afirman aceptar sólo lo que pueden verificar con sus sentidos, pero esto sigue siendo una creencia incluso si es sólo en la exactitud de sus percepciones. La creencia es el aspecto fundamental y universal de la existencia humana.

 

Personalmente, creo en Dios tan ciertamente como la existencia del sol. La evidencia de El está en el equilibrio precariamente perfecto de nuestro sistema solar y el bamboleo afinado del eje de la Tierra en órbita. La inexplicable cantidad de información empaquetada en una sola hebra de ADN y la precisión y la impresionante variedad de vida cuidadosamente entrelazadas en un equilibrio tan delicado e intrincado es una prueba abrumadora para mí.

 

Un hecho o aspecto ineludible de la creencia es que la verdad de lo que creemos inevitablemente se repartirá a través de nuestras decisiones, es decir, a través de nuestras acciones y para que conste, la inacción es en sí misma una acción. No importa lo que creas, estés convencido de ello o no, la verdad de esto será revelada por lo que hagas. La gente dice creer en muchas cosas diferentes y hacer muchas cosas poderosas bajo esas banderas, tanto maravillosas como terribles. Algunos hacen cosas en nombre de la autosuficiencia o la libertad, tal vez en nombre del deber o el honor o incluso de Dios, pero ninguno puede ocultar lo que realmente creen. Los humanos tienden a culpar el nombre de la pancarta que fluye por los labios cuando la verdadera lealtad del perpetrador se revela en lo que hace. Las personas que dicen conocer a Dios cuyo nombre es amor pero que siguen actuando con odio no lo representan en absoluto. “Las palabras fluyen, pero el ejemplo se arrastra.” En otras palabras, decirle a la gente lo que crees no es fe, sino mostrarles lo que crees por cómo vives.

 

La fe entonces, verdadera fe, es la conciencia y la voluntad que sale de lo que tú crees. Cuando confías en tu comprensión de lo que crees y le permites impregnar todas las facetas de tu vida, como tus pensamientos e intenciones, tus pasiones y objetivos, y tus asociaciones e interacciones, empezarás a ver lo imposible logrado a través del poder de esta simbiosis.

 

Este director es completamente bíblico, pero como con cualquier verdad, puede ser deformado y su uso pervertido para propósitos malévolos. Esto significa que sin Dios en la cabeza de tu vida, y aunque aún puedas experimentar el poder de esta simbiosis, todo será inútil y temporal y dará el fruto del pecado y de la muerte. Sólo con Dios este proceso produce y multiplica la vida, la luz y el amor. Sólo con una relación simbiótica con nuestro Padre Celestial unido a El por medio de la fe en el Hijo y potenciada y dirigida por el Espíritu Santo, esto siempre produce frutos de abundancia y valor eternos.

 

El camino de esta relación simbiótica con Dios está dispuesto en muchos lugares de las Escrituras, pero ninguno tan claro para mí como en Mateo. ¡Por eso me encantan las Bienaventuranzas en Mateo 5! Para muchos parecen una lista de tipos de personas individuales, como “Bienaventurados son este tipo de personas”. Sin embargo, si lo lees en su lugar como un camino de transformaciones sucesivas cada uno construyendo sobre el último y conduciendo a la siguiente, comienzas a ver una imagen completa de la verdadera conversión de todo creyente sincero. Cada característica divina sienta las bases y empodera al siguiente. Cuando finalmente lleguemos al ápice de esta metamorfosis comenzaremos a ver todas las circunstancias como bendiciones en las que estamos destinados a brillar para Dios como una reverberación eterna de Su gloria y majestad.

 

La razón por la que ver no es creer sino creer es ver es porque ver sólo observa lo que está en la superficie una mera máscara de verdad, pero creer revela el verdadero estado de un corazón y se pasa por alto la superficie surrealista y se adentra en las profundidades del alma a lo que es realmente Real. ¿En qué dicen tus acciones que crees? ¿Dónde está tu esperanza? ¿Dónde inviertes tu confianza? Hoy los desafío a escudriñar su corazón a través de las Escrituras y la oración y a averiguar lo que realmente creen. Si quieres que tu fe realmente cuente, sea poderosa y eficaz para Dios, entonces aquí es donde necesitas comenzar.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s